Del SEAT 1400 al León, la evolución de una marca

Del SEAT 1400 al León, la evolución de una marca

Dos vehículos icónicos para la marca

/junio 11, 2020

A lo largo de su historia, SEAT se ha encargado del desarrollo de vehículos basados en la funcionalidad y necesidades de movilidad. El SEAT 1400 es un ejemplo de la funcionalidad así como de la elegancia de la época.

El nuevo SEAT León retoma el espíritu de aquel primer vehículo de la marca y lo materializa en uno de los autos más avanzados de la firma.

En estos 70 años, las necesidades de los clientes han cambiado significativamente. En aquella época se apreciaban los diseños con acabados cromados y faros circulares. El diseño ha esculpido el área frontal para combinar las necesidades de estética y de aerodinámica, para producir una imagen limpia, definida y tranquila.

En la década del 50, el SEAT 1400 expresaba un diseño alto, vertical, con ruedas pequeñas y una silueta en perfil descendente que hacía furor. En contraste el León refleja una imagen más dinámica, donde la inclinación del pilar A, la posición de los hombros y las líneas nítidas transmiten una sensación de deportividad y aplomo.

El interior del SEAT 1400

El histórico modelo de la firma refleja la naturaleza práctica de la época. Con un asiento de banca que era la norma. Por su parte, el León muestra la gran evolución, al contar con asientos que arropan al conductor y al acompañante, ofreciendo un apoyo óptimo y un gran confort.

La simplicidad es algo clave en la historia de SEAT y el logo del 1400 refleja esa necesidad. Si nos trasladamos a 2020, el nuevo SEAT León emplea un logo más atrevido, más sólido, el de una marca establecida y reconocida.

El SEAT 1400 nació en la era analógica, cuando el entretenimiento dentro de un coche era más una originalidad que una expectativa. Hoy, con la digitalización de nuestras vidas, una multitud de emisoras de radio transmiten en todos los continentes y el SEAT León puede captarlas todas.

El volante es otro reflejo del cambio a través del tiempo. En los años 50 era algo sencillo, un aro y dos finos radios. En tanto que la modernidad trae cambios en el diseño y funciones como los controles multifuncionales.

Motorización

El SEAT 1400 presumía un motor de gasolina de cuatro cilindros en línea con una cilindrada de 1,395 cc el cual desarrollaba 44 caballos de potencia. Con él podía acelerar a los 125 kilómetros por hora como velocidad máxima.

El nuevo SEAT León integra cinco diferentes tecnologías de propulsión, entre las que destacan las versiones TGI de gas natural, eTSI con tecnología Mild-Hybrid, e incluso una opción híbrida enchufable PHEV, con el León e-Hybrid.

Comentarios
ESCRITO POR
Periodista egresado de la Universidad Nacional Autónoma de México, con más de 15 años de especialización en el sector automotriz. Entusiasta de las motocicletas bajo la premisa de libertad que otorgan.
Ir a la barra de herramientas