¿Tienes un coche que casi no usas? Revísalo y evita estas averías

¿Tienes un coche que casi no usas? Revísalo y evita estas averías

Tengo un vecino que tiene 4 autos que, al parecer, no tiene intención de vender y prefiere acumularlos y/o dejarlos ahí estacionados en la entrada de su casa. De hecho, para ser muy sincera, nada más los acomoda para que nadie más se estacione en el “perímetro de su hogar”. Pero bueno, a raíz de ello, me dejó pensando acerca de las averías que un auto pudiera presentar si no se usa constantemente.

Hay muchas piezas en el auto que necesitan usarse de manera regular para que no se estropeen. Porque justamente están diseñadas para un propósito en específico, con la visión de que recorran algunos kilómetros en el camino. Es más, aunque no necesites mover tu automóvil o tengas un clásico, es conveniente que lo pongas en marcha y actives los diferentes accesorios para que no se deterioren.

El aire acondicionado

Esta parte del auto es importante que se accione al menos una vez al mes durante unos minutos. Si no se usa, el compresor, el filtro de aire y demás aditamentos que lo componen, pueden llegar a estancarse y tener un olor a humedad.

Los neumáticos

Los zapatos de tu auto pueden llegar a deformarse por no estar en movimiento, debido a que sostienen el peso de tu auto en una sola posición. Si vas a dejar parado tu vehículo por una larga temporada, te recomendamos apoyarlo en algunos soportes de metal ideales para autos.

Los elevalunas eléctricos y/o mecanismos eléctricos para abrir o cerrar ventanas

Posiblemente no le tomes mucha importancia, pero el problema se presenta en el motor eléctrico que eleva o baja las ventanas. Al estar en la puerta, puede que llegue a acumular óxido gracias a que siempre hay humedad de lluvia en esa parte del coche. Si no se usa con frecuencia, el sistema se oxida y empieza a tener fallar eléctricas.

También te puede interesar   Cómo reconocer un buen blindaje automotriz y dónde comprarlo

El motor

Lo que sucede al dejar parado un auto, es que el aceite deja de correr por las paredes de los cilindros y los segmentos de los pistones, dejándolos completamente secos, lo que genera el óxido y que los pistones se queden pegados. Por eso el motor debe de estar en funcionamiento mínimo una vez al mes, para que los propulsores no se estropeen.

Circuito de refrigeración

En el motor de tu auto existe un sistema para enfriarlo, el problema es los periodos de inactividad pueden provocar averías graves. Sobretodo porque puede resecarse el anticongelante, y todo el circuito oxidarse por la humedad.

El sistema de frenos

La mayoría de la gente no sabe que el líquido de frenos hay que cambiarlo cada dos años, no importando el número de kilómetros recorridos. El motivo es que este líquido está compuesto por un éter que es hidrófilo, por lo que absorbe el agua que hay en la atmósfera y poco a poco se va “hidratando”. La presencia de agua en este circuito puede provocar, lo que ya sabemos, oxidación.

Caja de cambios y diferenciales

Al igual que el motor, la caja de cambios y los diferenciales necesitan aceite para mantenerse limpios y lubricados. Cuando dejas pasar largos períodos de inactividad hacen que se oxide la parte de los sincronizadores, horquillas y todo este sistema se estanque.

Bombas de agua y lavaparabrisas

Algunos jabones que se usan para el lavaparabrisas forman una capa que acaba obstruyendo la bomba que pulveriza el agua en el cristal. Por otro lado, si no se usa con frecuencia, también se oxida el pequeño motor eléctrico que lleva la bomba.
Posiblemente se me esté yendo algunas otras partes que puedan llegar a oxidarse por la humedad o a no funcionar correctamente por la falta de lubricación. Evita lo más que puedas dejar autos sin usarlos, trata de venderlos para generar un ingreso extra y no te genere costo extra el ponerlos en acción de nuevo.

 

Facebook Comments
También te puede interesar   Gasolina y kilowats: lo mejor de dos mundos

Suscríbete a nuestro Newsletter

"Las opiniones de este artículo son responsabilidad de quien lo escribe. El director editorial responsable de este sitio es Guillermo Lira Plaza".