Probamos el Nissan Note al calor de Playa del Carmen

Nissan Note test-drive 2

Viajamos a Playa del Carmen a conocer la nueva imagen y el vanguardista concepto de venta que Nissan tiene preparado para nuestro país y el mundo, pero como siempre decimos “ya encarrerado el ratón” pues… Tomamos un modelo Note y pues le hicimos una breve prueba de manejo en las calles de la entidad.

De entrada este modelo ya nos había llenado el ojo con su diseño moderno y atractivo que rompe los esquemas que hemos visto ir y venir en los modelos que participan en este nicho de mercado. Sus líneas afiladas y musculosas le dan un carácter dinámico.

En su interior encontramos un gran espacio para que los pasajeros viajen con total confort, sin importar que sean personas con una estatura al 1.80 metros, toda vez que sus dimensiones son mayores de las esperadas.

El sistema de comunicación e infoentretenimiento es muy actual e intuitivo, por lo que no se necesita ser un millennial para poder explotar todo lo que éste ofrece y disfrutar de su sistema de audio y demás amenidades que ofrece.

Son cinco las versiones que se comercializan de este monovolumen en México con un precio de entrada que arranca en los $201,900 y alcanza los $260, 000.

Una vez en el asfalto le dimos rienda suelta al acelerador y este Note nos sorpendío con la buena respuesta de su motor cuatro cilindros 1.6 litros capaz de desarrollar 109 caballos de fuerza, su transmisión automática CVT, demostró un desempeño eficiente y no la pesadilla que, por un momento pensamos que sería, también está disponible con caja manual de cinco velocidades.

La suspensión absorbió de manera notable las irregularidades del camino, mientras que su dirección permite hacer maniobras de forma ágil y precisa.

El consumo también es otra de sus cartas fuertes con una demanda de combustible de 19 km/l, en  el apartado de rendimiento mixto (ciudad y carretera).

En general este modelo de la firma japonesa demostró ser muy eficiente mecánicamente y funcional en materia de espacio interior, ya nos debía una prueba de manejo y esta fue una ocasión que aprovechamos…Desde luego, también nos dimos vuelo con otros modelos, pero como dicen por ahí esa ya es otra historia.

Mario Cañas

Egresado de la carrera de Ciencias de la Comunicación y Periodismo por la UNAM. Apasionado de los autos y del deporte motor, la adrenalina y la gasolina corren por sus venas. Acompáñenlo a recorrer kilómetros llenos de emoción y a compartir historias.

"Las opiniones de este artículo son responsabilidad de quien lo escribe. El director editorial responsable de este sitio es Guillermo Lira Plaza".

¿Qué opinas?