INFINITI QX50: la joya de la corona

INFINITI QX50: la joya de la corona

Considerado el mejor INFINITI hasta ahora creado, este nuevo SUV mediano de lujo incorpora tecnologías de primer nivel, diseño de vanguardia y un espacio interior incomparable, en una plataforma completamente nueva.

Careyes, Jalisco.- A principios de este 2018 tuvimos un primer acercamiento con este vehículo en la ciudad de Los Ángeles, California, hoy, pudimos ponerlo a prueba en territorio mexicano. INFINITI eligió un trayecto interesante, de Colima a la paradisíaca Costa Alegre de Jalisco, específicamente a Careyes. Un camino cuyas características nos permitieron poner a prueba cada uno de los sistemas de seguridad con los que ha sido dotado, así como la respuesta de su motor VC-Turbo, un verdadero parteaguas en la industria automotriz.

Diseño exterior

Lo que inicialmente llama la atención de el octavo integrante de la gama INFINITI son sus líneas poderosas y aerodinámicas que lo hacen sumamente elegante. El QX50 cuenta con faros de LED cuyo diseño fue inspirado en el ojo humano, techo panorámico, parrilla de doble arco, cofre con olas que termina en los costados y tomas de aire en las fascias. En la parte posterior, se aprecia una moldura cromada arriba, así como en la parte baja de la fascia. Además, cuenta con rieles en aluminio, antena de tiburón y spoiler trasero.

La experiencia de manejo

Este SUV te invita a manejarlo, desde que entras a él su interior te recibe con gran comodidad y un ambiente acogedor, algo que la marca logró por la cuidadosa elección de los materiales. Los asientos en piel son ergonómicos, al igual que el volante, que fue diseñado más ancho para facilitar el agarre. El tablero y la consola central son muy intuitivas, cuenta con doble pantalla central, la superior de 8″ y la inferior de 7″, permitiendo tener a la vista las aplicaciones y la información que se requiere en el camino.

Luego de ajustar altura y distancia del asiento me dispuse a seguir la ruta que el equipo de INFINITI preparó para esta prueba y que me permitió experimentar diferentes condiciones de manejo: curvas cerradas y continuas, terracería y autopista, en la que con pie derecho fondo (como dice nuestro buen amigo Mario Rossi) comprobamos el desempeño del motor VC-Turbo, y el sistema ProAssit (disponible solo en la versión tope de gama)que reacciona de forma discreta y autónoma ante determinadas situaciones de conducción, como cuando invades un carril, brindando al conductor la sensación de contar con un “copiloto” para un manejo más seguro. Incluso permite programar la distancia a la que quieres que el auto frene al acercarte al auto de adelante.

El Head Up Display del QX50 fue también de gran utilidad ya que me permitió mantener la atención en el camino y siempre estar consciente de controlar y respetar la velocidad permitida en estas vialidades, así como conocer con anticipación las indicaciones del GPS, evitando maniobras sorpresivas.

Mención aparte merece el sistema de sonido BOSE con el que ha sido equipado el QX50. Para comprobar el potencial de sus 16 bocinas, la marca nos proporcionó un USB con una selección musical que me permitió disfrutar de una experiencia acústica realmente agradable, el complemento ideal a la experiencia de manejo.

Motorización

El motor VC-Turbo es un verdadero hito para INFINITI, le tomó 20 años su desarrollo e incorporaron en él 300 tecnologías patentadas para que pudiese entregar 268 caballos de fuerza. La compresión varía entre 8:1 (potencia) a 14:1 (eficiencia), esto le permite responder a las necesidades de potencia de manera automática logrando un mejor desempeño y una mejora del 27% en el rendimiento de combustible si se le compara con un motor V6 de gasolina actual, así que realmente no me preocupé durante el trayecto de recargar combustible.

El QX50 es un vehículo que sin duda marcará un antes y después en la joven historia de INFINITI y de la industria automotriz en general, su motor, de extraordinario desempeño responde a las necesidades de quien lo conduce de manera inteligente y sus tecnologías hacen del manejo una experiencia que se disfruta kilómetro a kilómetro.

El QX50 –orgullosamente fabricado en la planta COMPAS en Aguascalientes–, ya ha comenzado a comercializarse en nuestro país  en los 13 distribuidores INFINITI del país y está disponible en tres versiones:

Luxe $749,900

Essential $813,900

Sensory $899,900

 

Sobre 

Comunicóloga especializada –y apasionada– de los medios impresos y electrónicos.

¿Qué opinas?