Alfa Romeo 4C: la excelencia del “Made in Italy”

Alfa Romeo 4C: la excelencia del “Made in Italy”

alfaromeo4crs1 Alfa Romeo devela los contenidos tecnológicos y los secretos constructivos del nuevo súper deportivo compacto que representa la esencia deportiva propia del ‘ADN Alfa Romeo’: prestaciones y excelencia técnica con el objetivo del máximo placer de conducción con la máxima seguridad combinadas con un estilo impresionante.

El desarrollo del Alfa Romeo 4C se ha servido de los mejores conocimientos técnico-industriales de las marcas Alfa Romeo y Maserati. Gracias a las sinergias internas del Grupo Fiat – Chrysler, la cooperación entre las dos marcas se ha desarrollado bajo un punto de vista de integración entre las funciones de diseño de Alfa Romeo y las productivas de Maserati. A esto se añade la contribución técnica y tecnológica de otras empresas italianas líderes a nivel mundial en el sector de los componentes para coches deportivos de alta gama.

El Alfa Romeo 4C es fruto de una hoja en blanco y de una idea. O mejor, la hoja en blanco ha sido la premisa indispensable para la concepción, el desarrollo y la realización de una nueva idea de automóvil deportivo: el “superdeportivo accesible”. De hecho, el 4C ha sido diseñado para ser un automóvil exclusivo en contenidos y prestaciones, pero también para convertirse en un deseo realizable para los fans Alfa Romeo de todo el mundo.

alfaromeo4crs2Así la hoja en blanco, en un primer momento libre de restricciones productivas y de diseño, se ha llenado enseguida con nuevos parámetros, nuevos desafíos que afrontar. El primero está representado por un dato de referencia imprescindible: un superdeportivo debe tener una relación peso/potencia inferior a 4 kg/CV.

Para lograrlo, los ingenieros Alfa Romeo podían centrarse en el número de caballos – tanta potencia, tantas prestaciones – pero esto se traduciría en unos altos costos de adquisición y funcionamiento para un coche que habría resultado considerablemente menos accesible. Así pues, han decidido recorrer otro camino: la reducción del peso del vehículo escogiendo materiales que combinan ligereza y eficiencia, y perfeccionando, incluso a veces creando, procesos productivos donde se aplique alta tecnología y artesanía. De este modo, se ha logrado un peso total en vacío de tan solo 895 kg: es un récord que convierte al 4C en uno de los coches más ligeros del mundo – pesa bastante menos que un coche urbano – y brinda una relación peso/potencia inferior a 4 kg/CV.

alfaromeo4crs3El secreto de la ligereza y del comportamiento dinámico del Alfa Romeo 4C reside en el 10% de carbono utilizado que, en todo el volumen del 4C, representa nada menos que el 25%. En la actualidad, la fibra de carbono es el material que asegura la mejor eficiencia entre peso y rigidez. Por esta razón, se ha elegido para la carrocería con función estructural que constituye la célula central portante del bastidor. Se trata de una solución adoptada por los superdeportivos más avanzados, que combina ahorro de peso y prestaciones excelentes: de hecho la carrocería pesa tan solo 65 kg.

Diseñado en su totalidad por el equipo de especialistas Alfa Romeo, la carrocería es producida por Adler Plastic mediante un proceso productivo innovador que reúne las mejores tecnologías de realización con la habilidad manual típica de los artesanos italianos. De este modo, ha sido posible trasladar la tecnología ‘pre-preg’ derivada de la Fórmula 1 a la producción en serie, convirtiendo a Alfa Romeo en la única marca en asegurar una producción de más de 1.000 piezas al año.

alfaromeo4crs4La utilización de materiales de rigidez torsional elevada y peso específico reducido caracterizan todas las partes estructurales del Alfa Romeo 4C. Un ejemplo en este sentido es el uso de aluminio para la jaula de refuerzo del techo y las estructuras delantera y trasera. Al igual que en el caso anterior, para reducir el peso y aumentar la rigidez, se ha intervenido tanto en el diseño de los componentes como en el proceso productivo; de este modo las estructuras son más ligeras y al mismo tiempo más seguras. Además, se producen utilizando el innovador proceso ‘Cobapress’ que combina las ventajas de la fusión con las del forjado bajo prensa que comprime aún más la aleación de aluminio, eliminando cualquier porosidad residual. Todo esto determina el aligeramiento del componente con ventajas en sus propiedades mecánicas.

Para la carrocería se ha utilizado el SMC (Sheet Moulding Compound), un material compuesto de baja densidad y alta resistencia con el que se ha logrado reducir el peso un 20% en comparación con la tradicional chapa de acero. El Alfa Romeo 4C es el primer vehículo en serie con un porcentaje tan alto de SMC de baja densidad: con tan solo 1,5 g/cm³ es un material considerablemente más ligero que el acero (~7,8 g/cm³) y el aluminio (~2,7 g/cm³), además de resultar más maleable. Esta característica ha permitido esa libertad en cuanto a estilo y diseño necesaria para crear un auténtico Alfa Romeo, reconocible a simple vista.

El PUR-RIM (poliuretano inyectado) también se ha elegido por las mismas razones descritas anteriormente para la defensa y las salpicaderas. Se trata de un material ligero (un 20% menos comparado con el acero) apto para crear elementos de diseño incluso muy complejos, como una salpicadera del 4C, y con una relación óptima entre costos y volúmenes de producción.

alfaromeo4crs5Para lograr el menor peso posible no se ha pasado por alto ningún material, tampoco el cristal. En concreto, se ha logrado el aligeramiento con un auténtico “adelgazamiento” del perfil: todas las lunas son más delgadas, como media un 10% en comparación con las utilizadas habitualmente en un vehículo, permitiendo así una reducción de peso como media del 15%. En concreto, el parabrisas tiene tan solo 4 mm: es un resultado excepcional sobre todo si se tiene en cuenta la forma especialmente aerodinámica, díficil de obtener con un cristal tan fino.

El “más Alfa entre los Alfa”

Diseñado por el Centro Stile Alfa Romeo, el 4C recuerda inmediatamente algunos modelos emblemáticos de la tradición que dejaron una huella importante en la historia de la marca y que ahora reviven en el nuevo superdeportivo compacto: el “más Alfa entre los Alfa”.

Uno de los modelos de referencia en términos de similitudes y de diseño ha sido seguramente el 33 Stradale de 1967, elegantísimo con sus puertas de apertura vertical – quizá el más bello coupé de todos los tiempos – un automóvil que reunía las extremas exigencias mecánicas y funcionales con un estilo esencial que ‘vestía’ perfectamente el motor y el chasis con tratamientos inconfundiblemente Alfa Romeo.

Esa misma búsqueda de lo esencial se ha aplicado para realizar uno de los coches más ligeros del mundo. Una auténtica ‘carrera contra el peso’ que ha llevado a la fórmula para combinar ‘ligereza y eficiencia’, explorando nuevas soluciones y materiales, además de un meticuloso trabajo de desarrollo relacionado con tecnologías muy avanzadas, en muchos casos derivadas de la Fórmula 1 o de la aeronáutica. Prolongación

El mismo binomio ‘Ligereza y Eficiencia’ ha dado vida a algunos Alfa Romeo del pasado inolvidables como el 8C 2900 B Touring de 1938, con carrocería toda de aluminio e inolvidable protagonista de Le Mans, o como el 1900 C52 “Disco Volante” de 1952, un automóvil de 230 km/h que pesaba tan solo 760 kg.

Sobre 

Cuenta cuentos profesional, con un especial gusto por la velocidad, y una calma innata por vivir mientras el mundo gira a prisa. De gustos extremos nacidos en el ciclismo y luego evolucionados al mundo motorizado.

Aquel que puede pasar horas viajando en una carretera o un instante en las pistas de competencia, aunque viviendo, volando y dejando todo problema en el camino en mi motocicleta. De gustos particulares y enemigo de los autos aburridos que no transmitan sensaciones de manejo.

¿Qué opinas?