MINI Touring Superleggera Vision

MINI Touring Superleggera Vision

08-mini-superleggera-vision-concept-1-1El concurso de la elegancia de Villa d´Este, Roma se ha caracterizado por mostrar autos únicos, o ediciones muy limitadas de segmentos Premium, dichos modelos suelen costar muchos millones y en ocasiones marcan tendencias de diseño para el resto de sus respectivas gamas.

Primero debo comentar sobre los artesanos que es el mejor nombre que se les puede dar a los preparadores de Touring Superleggera quienes son responsables por ejemplo del Alfa Romeo Disco Volante del 2012. Ya con esto en mente imaginemos que trabajan de la mano con MINI para convertirlo en algo nuevo, algo diferente, algo retro pero que sigue siendo muy MINI.

AQUÍ TODAS LAS FOTOS DEL MINI Touring Superleggera Vision

05-mini-superleggera-vision-concept-1-1Escribirles del apartado visual sale sobrando realmente, basta con ver la galería y notar esas líneas redondeadas y elegantes de roadster inglés del pasado, punto que se nota también en la parte trasera con ese alerón que continúa en la parte baja. El frente bien podría ser confundido con otro auto hasta que vemos con detenimiento los faros y parrilla de la nueva generación del MINI.

La configuración speedster del modelo permite ver el interior sumamente minimalista que con la combinación de colores y texturas de metal con piel evocan los viejos deportivos. El tablero ofrece un espacio pulido de aluminio y un display digital con la forma de los actuales con la información justa y necesaria del auto. El volante también cuenta con un acabado simple aunque el botón del Boost a la izquierda llama la atención.

04-mini-superleggera-vision-concept-1-1Del apartado mecánico no se informa mucho solo se dice que es eléctrico a baterías. Si te preguntas si llegará a la producción, realmente es complicado ya que las piezas no se comparten con otro modelo y para amortizar el costo de producción sería muy caro, pero no deja de ser muy llamativo.

 

 

Sobre 

Cuenta cuentos profesional, con un especial gusto por la velocidad, y una calma innata por vivir mientras el mundo gira a prisa. De gustos extremos nacidos en el ciclismo y luego evolucionados al mundo motorizado.

Aquel que puede pasar horas viajando en una carretera o un instante en las pistas de competencia, aunque viviendo, volando y dejando todo problema en el camino en mi motocicleta. De gustos particulares y enemigo de los autos aburridos que no transmitan sensaciones de manejo.

¿Qué opinas?